Home > Pareja > Apego, y los peligros que trae a las relaciones

Apego, y los peligros que trae a las relaciones


Apego, y los peligros que trae a las relaciones

¿Qué es el apego? ¿Se puede confundir con amor real? ¿Es peligroso para mi relación? Se dice que el apego sólo termina en sufrimiento. Si esa es la única forma en la que termina, ¿se puede evitar? Hay muchas dudas respecto a este tema, y este artículo te ayudará a responderlas.

El apego es un factor clave en muchos tipos de relaciones: amorosas, amistades, familiares, y hasta con objetos materiales. Se ha descrito como un fuerte lazo emocional que conecta a una persona con otra, a través del tiempo y el espacio. Es MUY importante dejar claro que, el apego, no siempre es recíproco.

Índice

1. La ciencia del amor

2. ¿Cómo lo identifico?

3. Lleva al resentimiento

4. Aguantas la toxicidad

5. Las relaciones terminan

La ciencia del amor

Siendo el amor la fuerza detrás de muchas acciones en la historia del ser humano, es un tema que ha sido estudiado de manera extensa. En 1950, un grupo de científicos comenzó a estudiar el aspecto químico en el cerebro, cuando se trata del amor. No tardaron en encontrar que los químicos que produce el cerebro al sentir amor, son extremadamente adictivos.

Apego, y los peligros que trae a las relaciones - La ciencia del amor

Sin embargo, es muy importante conocer la diferencia entre amor y apego. Aunque la neurociencia habla de química cerebral y valores medibles, en el aspecto psicológico, estamos hablando de cosas totalmente diferentes.

El apego emocional y el amor, están conectados, aunque sean cuestiones diferentes. Podemos definir el apego emocional como un fuerte lazo; y el amor es un sentimiento directo hacia algo o alguien. El apego es cuando necesitas a alguien para llenar un vacío en tu vida o autoestima. Siendo que esto es, prácticamente, imposible, las cosas suelen salir muy mal.

De formas interesantes, cuando una persona tiene apego emocional, se hacen creer que en realidad aman a la persona por la que tienen apego. Sin embargo, esto está muy lejos de ser verdad.

¿Cómo lo identifico?

Cuando tienes problemas de apego emocional, te conviertes en un amante egoísta, pero, sin la capacidad de amar de verdad. El amor verdadero no es egoísta. Cuando amas a una persona, tanto que no estás dispuesta a dejar que se vayan, o que esté lejos de ti, tienes un problema serio.

Apego, y los peligros que trae a las relaciones - ¿Cómo lo identifico?

Piénsalo de esta manera: Amas a tu mamá, a tu papá, a tus hermanos. Supongamos que tienes que cambiarte de estado para ir a estudiar, lo que significa que estarás lejos un tiempo. Aunque no los vas a ver tan seguido como antes, sabes que estarás bien sin tenerlos cerca. Eso es cuando no hay apego, pero si un lazo emocional. Entiendes que no pueden estar junto a ti 24/7, y estás bien con eso.

Ahora, si amas a tu pareja, pero no puedes estar lejos de ella por un periodo de tiempo significativo, sin sentir la necesidad obsesiva de contactarlo, o te sientes deprimida en su ausencia, entonces debes replantearte las cosas. Algo anda mal.

Los peligros del apego 

Lleva al resentimiento

Una persona con un problema de apego, tiene niveles de expectativa muy altos, y esperan demasiado de sus parejas. Cuando tu pareja no logra cumplir esas expectativas, comienzas a resentirlo. Cuando pides demasiado, y tus necesidades no son cumplidas, comienzas a hacerlo sentir frustración con tus expectativas, de tal manera que comienza a actuar con enojo. Ya que el apego está bien cimentado, se vuelve fácil que te lastimes con su enojo y sus reacciones a tus necesidades. En respuesta, te sientes ofendida, lo que lleva a que tú también empieces a sentir resentimiento.

Apego, y los peligros que trae a las relaciones - Lleva al resentimiento

Esto puede traerle un fin a la relación, aumentado el enojo (y hasta odio)  hacia tu pareja. Recuerda, lo viste como una forma de llenar un vacío en tu vida. Y cuando ese vacío deja de ser llenado, te sientes extremadamente herida, y el odio llega fácilmente.

Aguantas la toxicidad

Amar de manera irracional, significa que tienes problemas con el apego emocional. Tienes la necesidad de tener a tu pareja cerca, siempre, por lo que decides aguantar sus comportamientos tóxicos. Lo último que quieres es que se vaya, por lo que decides callar cuando te sientes mal por algo que dijeron o hicieron. Te puede mentir todo lo que quiera, y no terminarás la relación.

Apego, y los peligros que trae a las relaciones - Aguantas la toxicidad

Puedes intentar caminar en la cuerda floja, toda tu vida, pero sin un lugar en el que aterrizar, terminarás cayendo. Puedes intentar no quejarte cuando las cosas se ponen muy complicadas, pero llegará el momento en el que te darás cuenta que ya no aguantas más.

Las relaciones terminan

La principal razón por la que las relaciones, de una persona con apego emocional, terminan, es por el imposible nivel de expectativas. La frustración, tanto tuya como de tu pareja, lleva sólo a un final, el de la separación. Una persona con problemas de apego, tiene una idealización de la pareja, aunque sea evidente que la realidad es inmensamente diferente a la fantasía.

Apego, y los peligros que trae a las relaciones - Las relaciones terminan

No hay relación que sobreviva a un integrante con problemas de apego. Evidentemente, está bien amar a una persona. Pero, cuando se vuelve demasiado, deja de ser amor. Si realmente amas a tu pareja, debes elegir no idealizarlos. Son seres humanos, no deidades perfectas. Entiende que tienen la capacidad de decepcionar, cometer errores; debes aceptarlo. Deben tener espacio para respirar, espacio personal. Con eso, tendrás una relación duradera, sana, y placentera. Como una persona completa, que no depende de nadie.