Home > Tips > La felicidad es una decisión personal

La felicidad es una decisión personal


La felicidad es una decisión personal

Tu tienes el control de tu vida, y como bien dicen, todo es cuestión de perspectiva. La felicidad es una decisión personal, así que decídelo, ¡Ya!

Hay gente que parece pensar que la felicidad es el resultado de los engranes correctos, girando en el momento correcto. Caminas por la calle y te topas con billetes tirados, el cumplido de un extraño, conocer al chico perfecto (sin hacer el ridículo) encontrarte con un descuento increíble, etc.

Es fácil ser feliz cuando todo te está saliendo bien, pero creo que definirla la felicidad, de esa manera, lo reduce al simple resultado de la suerte, o el destino, lo cuál es falso. De hecho, me atrevería a decir que la suerte es un resultado de la felicidad.

Índice

1. La felicidad no sucede por arte de magia

2. La felicidad es una decisión

3. Cambia tu perspectiva

4. Elige bien

5. Escucha tu intuición

6. Encuentra el equilibrio

7. Dale forma a tu vida

8. Déjate llevar

9. Evita estancarte en la negatividad

La felicidad no sucede por arte de magia

Hay días buenos, pero, probablemente, hay más días que son mediocres, o malos, y es en esos días en los que la verdadera naturaleza de la felicidad se revela. ¿Alguna vez conociste a alguien que se mantenía positivo, aún cuando pasaban un mal día, y todo lo que podía salir mal, salía mal? Si tu tienes un mal día, también, estar cerca de una persona así puede levantar tu ánimo.

La felicidad es una decisión personal - La felicidad no sucede por arte de magia

La gente que tiene la capacidad de sonreír, aún en los peores momentos, son personas que aprendieron una lección muy importante, la misma que mencioné arriba: La felicidad no sucede por arte de magia.

La felicidad es una decisión

Así es, una decisión. No es un accidente, no es un regalo caritativo, de parte del universo. Claro, es lindo recibir esos regalos, y es fácil ser feliz cuando lo haces, pero la felicidad se trata de elegir ver la aventura en cada momento, escogiendo entender que siempre habrá una luz al final del túnel, que siempre habrá un lado positivo a toda situación, y a toda persona, sin importar lo grises que puedan parecer.

La felicidad es una decisión personal - La felicidad es una decisión

Esa es la clave de la felicidad: elegirla. No es una decisión fácil, todo el tiempo, y puede llegar a ser lo último que quieras elegir, en algún momento. Cuando el dolor ataca, o cuando no pareces obtener un momento de paz, es cuando sólo quieres hacerte bolita y sentir el dolor; la cosa es que, muchas veces, elegimos quedarnos en ese estado de ánimo.

Es una respuesta natural, pero no es el comportamiento requerido, es una elección. Y elegir ser feliz te hace una persona mejor, más fuerte y sabia.  Siempre tenemos la elección de ser felices. Aprender a cambiar de actitud, puede llegar a ser frustrante, pero al final, vale la pena. Cuando elegimos ser felices, las cosas tienden a funcionar a nuestro favor, y la suerte parece estar de nuestro lado; y e incluso si las cosas no suceden como esperas, si eliges ser feliz, puedes aceptar las situaciones por lo que son, y sacarle el mayor provecho a la vida, sin importar las cartas que te toquen.

Cambia tu perspectiva

Sin importar lo que pase, todo es cuestión de perspectiva. Con práctica y perseverancia, puedes lograr cambiar esa perspectiva, de manera drástica, para que sea más difícil que reacciones de manera negativa.

La felicidad es una decisión personal - Cambia tu perspectiva

Elige bien

Toma decisiones medidas, bien informadas, maduras, y balanceadas. Usa tu lógica y tu pensamiento racional. Funcionan realmente bien, en el día a día, cuando no estás tomando decisiones que cambiarán tu vida.

La felicidad es una decisión personal - Elige bien

Escucha tu intuición

Cuando llegue el momento de tomar una decisión que puede cambiar tu vida, es cuando debes hacerle caso a la intuición. Escucha tu corazón, antes de dar el brinco, fuera de la zona de confort. Puede salvarte de muchas decepciones. El truco está en aprender a escucharte; te sorprendería la cantidad de gente que evita hacerse caso, a toda costa.

La felicidad es una decisión personal - Escucha tu intuición

Encuentra el equilibrio

Cuida de ti misma; de tu cuerpo, emociones, pensamientos y formas de ver la vida. No van a cambiar por arte de magia. Tu paz interna es tu responsabilidad, y sin ella, tu intuición baja su volumen, hasta el grado en el que cuesta mucho escucharla. La verdadera felicidad es imposible, cuando hay una tormenta emocional y mental.

La felicidad es una decisión personal - Encuentra el equilibrio

Dale forma a tu vida

Tómate el tiempo de entender lo que quieres en tu vida. Tómate el tiempo de soñar, planear y actuar. Atrae a gente y eventos positivos en tu vida. Toma riesgos calculados, decisiones sabias. Recuerda que tomar la decisión errónea, es mejor que no decidir nada; así, al menos, aprenderás algo. Nunca te quedes quieta.

La felicidad es una decisión personal - Dale forma a tu vida

Déjate llevar

Todo a nuestro alrededor cambia, en algún momento. Aprende a observar la vida alrededor de ti. Tú puedes elegir si quieres ver las oportunidades que hay ahí afuera. ¿Sientes que es el momento correcto para dar el brinco a lo desconocido? O, ¿estás atorada en un viejo, y cómodo patrón? Sea lo que sea, nunca te quedes quiera; usa todas las oportunidades para cambiar algo en ti. No sólo construirás una mejor confianza en ti misma, pero también aprenderás a confiar en la vida.

La felicidad es una decisión personal - Déjate llevar

Evita estancarte en la negatividad

Nunca te quedes con las personas que se han vuelto toxicas para ti, o en situaciones negativas, por mucho tiempo. Conoce tu nivel de tolerancia a la negatividad, y cuál es el umbral. ¿Cuánto puedes quedarte en una situación negativa, antes de verte afectada? Recuerda que, lentamente, estas situaciones te pueden llegar a afectar, poco a poco. La gente negativa te quitará tu autoestima, y las situaciones negativas cambiaran tu perspectiva de vida, hasta llevarte a una espiral en la que puedes perder tu confianza, tu valor para soñar, vivir, y tomar riesgos.

La felicidad es una decisión personal - Evita estancarte en la negatividad


Lo Más Nuevo