Home > Pareja > Señales de que no deberías mudarte con tu novio

Señales de que no deberías mudarte con tu novio

Actualizado: 2024-05-06

Este es un gran paso, como para darlo por las razones equivocadas. Estas son las señales de que no deberías mudarte con tu novio.

Mudarte con tu novio debería ser un momento muy emocionante en la vida de una pareja. Seguido, cuando las parejas se mudan juntos, significa que han estado en una relación, y hay compromiso por el otro, desde hace tiempo

Habiendo dicho esto, a veces, las personas se mudan juntos de forma prematura, o por las razones erróneas. Cuando esto pasa, suele haber señales de que no estaban listos para este paso, desde antes de que empiecen a vivir juntos. Si has estado pensando en un hogar con tu novio, pero tienes la sensación de que algo no anda bien, este artículo es para ti.

Índice

1. Alguien no es financieramente capaz

2. No hay progreso en su relación

3. Son quisquillosos

4. Aun pretenden ser perfectos

5. Visiones diferentes de la vida

6. Lo haces porque no confías en él

7. Arreglará sus problemas

Alguien no es financieramente capaz

Mudarte con tu novio debería ser el inicio de una sociedad de igualdad. Si uno de ustedes no es financieramente capaz de lidiar con el nuevo espacio, y contribuir a la economía, puede que no sea tiempo de hacerlo. Vivir con tu pareja no necesita que tienen que tener una cuenta bancaria compartida, y empezar a compartir sus finanzas, pero sí significa que ambos tienen que estar listos para ser adultos, y saber manejar las responsabilidades.

Señales de que no deberías mudarte con tu novio - Alguien no es financieramente capaz

Si uno de ustedes no puede sostenerse económicamente, causará mucho estrés y ansiedad en el futuro, e incluso, llevar a una ruptura. Es mejor esperar a que ambos estén listos y estables, económicamente, y puedan manejar todos los problemas inesperados de dinero, que seguro se van a cruzar en su camino.

No hay progreso en su relación

Si mudarse sólo parece el siguiente paso que tienen que dar, o lo hacen para ahorrar dinero en la renta, ahórrense mejor el futuro corazón roto, y consíganse un roomie. Es común que las parejas crean que hay un trayecto establecido de lo que se “supone” que deben hacer en una relación: citas, volverse una relación seria, mudarse juntos, comprometerse, casarse, etc.

Señales de que no deberías mudarte con tu novio - No hay progreso en su relación

La verdad es que el único camino correcto es el que les funcione a ustedes. Si están en una etapa en la que no ven más futuro juntos, pero sienten que el siguiente paso es mudarse, es mejor tener una conversación honesta respecto a donde están, como pareja. Si no hay futuro, de todos modos, van a terminar, tarde o temprano.

Son quisquillosos

Si ambos se molestan por los detalles pequeñitos del otro, o si sólo uno es el quisquilloso, mudarse juntos será un desastre. Cuando vives con tu pareja, habitas un espacio compartido y puedes ver aún más los malos hábitos del otro.

Señales de que no deberías mudarte con tu novio - Son quisquillosos

Si antes de mudarse ya sientes que esta persona tiene demasiados malos hábitos, y no lo podrás aguantar, se pondrá peor después de mudarse. En vez de pensar que mudarse es la opción, analiza tu relación, y descifra si los dos son buen match, en primer lugar.

Aun pretenden ser perfectos

Si siguen en la fase en la que pretenden nunca tener un granito, y que su cuarto esta perfectamente acomodado, todo el tiempo, podría no ser el mejor momento de mudarse juntos. Cuando empiecen a compartir el espacio, van a verse en diferentes fases y momentos.

Señales de que no deberías mudarte con tu novio - Aun pretenden ser perfectos

A veces, se verán perfectos, limpios y fragantes, manteniendo orden en la recamara y la sala, pero en otro momento, inevitablemente habrá mucho estrés, por lo que alguien elegirá comer todas las botanas, sin bañarse por tres días. Las cosas como son.

En una relación comprometida y abierta, mudarse juntos puede ser una obvia, e increíble situación. Habiendo dicho esto, deberían sentirse lo suficientemente cómodos con el otro como para ser su versión más real, antes de hacerlo.

Visiones diferentes de la vida

Si tienen visiones diferentes de sus vidas, mudarse podría ser una idea terrible. Si uno de ustedes duerme tarde y despierta tarde, y el otro prefiere despertarse a las 5am para hacer ejercicio, no hay tan buen match. No es que sea imposible emparejar estilos de vida así, sino que será más difícil si sus hábitos no son muy similares.

Señales de que no deberías mudarte con tu novio - Visiones diferentes de la vida

Otro ejemplo es si uno de ustedes pretende cambiarse de ciudad, o viajar, y el otro cree que se quedarán en la misma zona geográfica, habrá mucha decepción. No se muden si no pueden verse viviendo una vida similar, con los mismos valores.

Lo haces porque no confías en él

¿Sospechas que te engaña? ¿Quieres tenerlo cerca para poder supervisarlo? Una buena solución es mudarse juntos, ¿cierto? No podrías estar más equivocada. Si has estado investigando a tu pareja porque sientes que te engaña, esta no es la razón para mudarse. De hecho, esta es una razón para terminar, no para dar un paso más serio en su relación.

Señales de que no deberías mudarte con tu novio - Lo haces porque no confías en él

No cometas el error de pensar que, por tenerlo cerca, lograrás estar más pendiente de sus movimientos. En lugar de eso, es probable que esta “supervisión” le agregue demasiado estrés a las complejidades de vivir con alguien en quien no confías.

Arreglará sus problemas

Mudarse porque su relación está en llamas, y piensas que esto solucionará algunos de sus problemas, es una idea terrible. A veces, las parejas se meten en la cabeza que, al compartir un espacio, verse más, y estar más cerca, los ayudará a arreglar algunos de los problemas que ya tienen a flor de piel. Nada está más lejos de la verdad.

Señales de que no deberías mudarte con tu novio - Arreglará sus problemas

De hecho, mudarse cuando ciertas cosas de la relación están complejas, este podría ser el boleto para llevar las cosas al punto de quiebre. Si ves un futuro con tu pareja, pero tienen problemas fuertes en su relación, trabajarlos antes de intentar llevar su relación por este camino, es mejor opción.